El sector arrocero extremeño reclama que se paralicen las importaciones de arroz de Myanmar a la UE tras el golpe de Estado

El sector arrocero extremeño ha reclamado que se eliminen las ventajas comerciales con las que cuenta Myanmar para realizar exportaciones de arroz a la Unión Europea ante la situación política y humanitaria tras el golpe de estado en la antigua Birmania.

Así lo ha señalado el conjunto del sector arrocero extremeño, representado por Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura, la Mesa del Arroz de Extremadura, Apag Extremadura Asaja y UPA-UCE Extremadura, tras reunirse hoy con el europarlamentario Ignacio Sánchez Amor, a quien han agradecido además la iniciativa mostrada en este sentido ante la UE.

“No puede ser que desde Europa se están dando ventajas arancelarias a un país que ahora no respeta los derechos humanos y las libertades, por lo que se pide un cambio de rumbo en esa política, como mínimo, hasta que se restablezca la normalidad”, destacan de forma unánime desde todas las entidades que representan el sector del arroz en Extremadura.

Y es que Myanmar es uno de los grandes exportadores de arroz al mercado europeo al contar con un régimen comercial especial por el acuerdo “Todo menos armas” que regula la relación comercial con la Unión Europea y que permite la importación del arroz asiático con un 0% de aranceles.

Lo que no tiene sentido, se ha señalado desde las organizaciones agrarias, es que en un país que se ha producido un golpe de estado, en el que no se están respetando los derechos y libertades de sus ciudadanos, se siga beneficiando de ventajas arancelarias en base a un acuerdo que lucha contra la proliferación de armamento y que perjudica claramente a los agricultores españoles y extremeños.

El sector tratará de trasladar todos estos planteamientos a las comunidades autónomas y al Ministerio de agricultura para que las apoyen y se pronuncien ante la Comisión Europea.

Extremadura es la segunda región productora de arroz del país, sólo por detrás de Andalucía, representando el 20% del arroz que se produce en España y destinando a este cultivo un total de 21.083 hectáreas en la última campaña, lo que supone igualmente el 21% de la superficie nacional de arroz.